06 abril 2020

Quienes trabajamos en el ámbito del diseño UX como researchers, entendemos que el UX Research nos ayuda, entre otras cosas, a identificar problemas y desafíos de diseño, a validar -o no- nuestros supuestos, a encontrar patrones y puntos en común entre los grupos de usuarios, y nos entrega mayor claridad sobre sus necesidades reales, objetivos y modelos mentales. También nos ayuda a alinear nuestra estrategia comercial y de productos con las necesidades y objetivos principales de nuestros usuarios.

En resumen, el UX Research nos ayuda a colocar a las personas en el centro de los procesos de diseño de productos y servicios.

Sin embargo, cuando las organizaciones no realizan investigación de usuarios, o no la realizan de forma adecuada, las probabilidades de fracaso de un producto aumentan considerablemente.

Es por eso que hemos creado una lista con 5 razones para realizar UX Research, las cuales te pueden ayudar, entre otras cosas, a justificar la realización de un plan de UX Research, o bien, a incentivar una cultura de investigación y diseño centrado en las personas al interior de tu empresa como researcher.

Diseñar productos relevantes y valiosos para tus usuarios

La razón principal para llevar a cabo UX Research es que ésta es la única forma de comprender a las personas que utilizarán un producto o servicio. Si no se cuenta con una comprensión clara de los usuarios, no hay forma de saber si un producto será relevante. Un producto que no es relevante para su público objetivo, nunca logrará un éxito comercial.

En diversos enfoques de innovación y de diseño centrado en el usuario, como el Design Thinking, el primer paso es siempre: empatizar con los usuarios. Para lograr esto, la investigación de usuarios y el UX Research son una de las mejores herramientas para hacerlo.

Realizar diferentes tipos de entrevistas y observaciones de personas en los contextos donde usarán el producto, es un método común para llevar a cabo este tipo de investigación.

A menudo se realiza UX Research al comienzo de un proyecto de diseño, para garantizar que la estrategia general del proyecto sea ejecutada desde la base de la creación de un producto centrado en el usuario, obteniendo así, un producto o servicio verdaderamente relevante (y por ende, valioso) para los potenciales clientes y usuarios.

Crear productos que sean fáciles y agradables de usar

Desde la perspectiva de un usuario la usabilidad (o la facilidad de uso) de un producto es algo fundamental, ya que ésta permite que los usuarios puedan completar las tareas dentro de un sistema o producto digital con precisión, y operar dichos productos con una sensación agradable, en lugar de que éstos se sientan inadecuados o con poca capacidad de operar el producto.

Desde el punto de vista del desarrollo de productos digitales, la usabilidad es un principio fundamental para determinar el éxito del producto. Desde un punto de vista empresarial, una mala usabilidad reducirá en gran medida la productividad de sus empleados. Y desde una perspectiva comercial, las personas no comprarán productos que sean difíciles de utilizar o que no entreguen una buena experiencia de usuario.

Argumentar el valor del diseño UX

Aunque la importancia de un buen diseño se ha vuelto algo ampliamente reconocido, hoy en día el/la diseñador/a UX y el/la researcher aún experimenta la necesidad de luchar por los recursos que les permitan realizar su trabajo.

Los ejecutivos y los altos cargos de las empresas muchas veces no ven el valor detrás de la inversión en UX Research y en diseño UX. Al no ser estas actividades tan tangibles como otras dentro de los procesos de diseño y desarrollo de productos, se tiende a pasar por alto su valor.

Si los recursos escasean, el diseño UX es a menudo una de las primeras áreas en experimentar recortes. La razón de esto es que las consecuencias no se evidencian de forma tan inmediata como cuando se ahorra en desarrollo u otras áreas similares.

Si bien se puede argumentar bastante acerca del valor de una buena experiencia de usuario, es mucho más efectivo demostrarlo con datos cuantitativos. Si puedes demostrar que los cambios que se realizaron en el diseño de un producto generaron más ventas, resultó en un aumento en el número de clientes o éste consiguió que los procesos de trabajo fueran más eficientes, puedes armar un caso mucho más concreto en favor del diseño UX y del UX Research.

Ahorrar tiempo y dinero a tus clientes

Si tú, o tu cliente, decide omitir la fase de UX Research, es bastante probable que se termine gastando mucho tiempo y dinero desarrollando un producto que, una vez lanzado al mercado, presentará muchos problemas de usabilidad y defectos de diseño; o simplemente, no cumplirá con las necesidades reales de los usuarios.

A través del UX Research puedes descubrir todos estos problemas desde un principio, ahorrando mucho tiempo, dinero y frustración a los clientes.

La investigación de UX mostrará cómo funcionará el producto dentro de un contexto de uso real, destacando cualquier problema que deba solucionarse, antes de desarrollar y lanzarlo al mercado.

Tomar mejores decisiones de diseño en base a hechos

Ya sea que estés realizando entrevistas en terreno, realizando pruebas con usuarios en un laboratorio de UX o que estés en una reunión de proyecto con stakeholders y decision makers, las personas con las que estarás interactuando tienden naturalmente a ser “útiles” y aportarán muchos comentarios que consideren importantes. Sin embargo, muchos de estos comentarios que recibirás son en realidad opiniones.

Uno de los errores de investigación más comunes que cometen las personas es interpretar estas opiniones como hechos. Las opiniones son peligrosas porque:

  • Éstas cambian
  • Son subjetivas
  • No son concluyentes

Si diseñas productos o servicios, tomando como base las opiniones de otros, el producto puede volverse irrelevante debido a que las opiniones cambian y están muy influenciadas por cómo se siente un usuario en ese momento. El foco siempre debe estar en cómo los usuarios usan el producto, en vez de centrarse lo que piensan u opinan de él.

Los hechos, por otro lado, son concretos, objetivos, medibles y comprobables mediante el UX Research. Aquí es importante profundizar en los hechos de la vida de los usuarios: puntos de dolor, patrones de comportamiento y qué soluciones implementan.

Respecto a este punto, también es importante saber identificar cuando las personas plantean un supuesto, en vez de un hecho. El problema aquí es que muchas veces las personas creen que estos supuestos son verdades o hechos, cuando en realidad no están fundados sobre ninguna base comprobable y caen también en el plano de la subjetividad.

Saber identificar las opiniones y los supuestos te ayudará a tomar mejores decisiones de diseño mucho más informadas, y no corres el riesgo de diseñar productos asumiendo cosas sobre los usuarios y formarte una idea equivocada sobre sus reales motivaciones, objetivos o necesidades. 

En Torresburriel Estudio podemos ayudarte en el proceso de investigación con usuarios, aplicando técnicas como las entrevistas personalizadas o la investigación etnográfica.