El éxito en la experiencia de usuario puede llevar a una situación donde un pequeño equipo de trabajo (o una persona) esté desbordado y no pueda hacer correctamente su trabajo.

Captura de un momento del vídeo

Por ello os traigo un vídeo de Nielsen Norman sobre cómo lidiar con el éxito en UX.

Nielsen Norman nos dice que ellos hablan normalmente de las empresas que no le hacen caso a la experiencia de usuario. Pero ¿qué pasa con lo opuesto cuando eres muy exitoso y tienes una cola de personas en la puerta de tu oficina todas pidiéndote ayuda en proyectos de UX para sus diseños?

Es mejor ser exitoso que ser un fracaso. Si tienes demasiadas peticiones en tu tiempo, te advierten en Nielsen Norman contra aceptar todas ellas. Porque te vas a tener que dividir y no vas a hacer un buen trabajo.

Lo que tienes que hacer a largo plazo es conseguir más recursos, más presupuesto y contratar más gente de UX. Ésta será la estrategia a largo plazo y conseguirá que documentes todas estas peticiones. Documentar cuantos proyectos no obtendrán la ayuda de UX que necesitan por las limitaciones actuales de presupuesto.

Pero ahora lo que tienes que hacer es seleccionar. Tienes que dividir todos los proyectos que te soliciten en tres categorías. Primero, las que tú ni te vas a molestar. Estos van a ser los casos en los que vas a fallar porque tú conoces que esa gente no va a seguir tus recomendaciones. Puedes recomendar una gran UX, pero ellos no lo van a implementar por lo que no te preocupes. No pierdas el tiempo con ellos.

Por otro lado, vas a tener un pequeño número donde tú generosamente vas a atender y elaborar el proceso completo de UX y hacer el mejor trabajo posible. Estos proyectos tienen que ser los más importantes para el negocio, proyectos de alto valor, o proyectos que por alguna razón tienen la atención de los gestores superiores, porque ellos ven el gran trabajo que estás haciendo y eso va a ayudarte con la petición de presupuesto posterior.

En la mitad hay una categoría de proyectos a los que puedes dar alguna ayuda pero no toda la ayuda que les puedes dar. Una manera por la que puedes ayudar a estos proyectos que sólo pueden obtener una pequeña parte de tu tiempo es darle a otras personas en esos proyectos algún entrenamiento de UX para que sean capaces de hacer algo del trabajo por ellos mismos. No tan bien como lo harías tú pero al menos pueden hacer algo por ellos mismos porque no van a tener toda la atención de UX por la limitación de presupuesto.

Pero si eres realmente exitoso, los product managers te amarán basándose en la experiencia de que en el pasado la calidad ha aumentado dramáticamente, el valor de negocio ha aumentado dramáticamente con buena UX. Pero vas a tener que seleccionar las muchas peticiones que vas a tener.   

Y con esto ya os dejo con el vídeo.

Vídeo

En Torresburriel Estudio podemos ayudarte en el proceso de investigación con usuarios, aplicando técnicas como las entrevistas personalizadas o la investigación etnográfica.