Como ya he afirmado en otras ocasiones en este blog, si alguien me preguntase qué soy, creo que lo primero que respondería sería feminista. Creo en el Feminismo y considero que no es una moda pasajera, (llamarlo así sería traicionar a todas esas mujeres que durante siglos nos han precedido en la lucha), una estrategia o un capricho. Por eso, también creo en las acciones y en la reivindicación constante, en los compromisos y en que la diversidad no es una opción sino una obligación.

El sector tecnológico invisibiliza en muchas ocasiones a las mujeres que forman parte de él, y esto es algo que se ha producido históricamente (podemos empezar la lista en Ada Lovelace y seguir con Hedy Lamarr, Grace Hopper o con Katherine Johnson) y algo que sigue pasando ahora, pero ser conscientes de ello nos hace estar un poquito más cerca de la solución. Somos muchas, cada vez más, y eso es una buena noticia, no sólo para nosotras, sino para nuestras empresas, porque a equipos más diversos, mejores productos. Y en este blog, desde 2010 se han llevado a cabo acciones parecidas a la que pretendemos hoy, que no es otra que visibilizar.

En nuestro sector, como en tantos otros, las tasas de contratación de hombres y mujeres son dispares, y no pocas empresas están intentando corregir la desviación de género presente en muchas de sus plantillas. Para eso, iniciativas como Hire more women in tech son una buena herramienta que recopila recursos e iniciativas, así como enlaces a comunidades. Si saltamos al ámbito más local, son muchas las iniciativas (Ladies that UX, Girls in Tech, Women In Mobile, o la aragonesa MulleresTech, de la que formo parte) de mujeres que, cansadas de esta invisibilización y preocupadas con la poca presencia femenina en el sector, se han organizado en grupos y gestionan eventos y comunidades, o lo que es lo mismo, aúnan esfuerzos para visibilizarse, apoyarse y colaborar. Es importante tomar la palabra en espacios públicos, ofrecer referentes a las más jóvenes y demostrar, tanto con nuestro trabajo como con nuestra presencia, que estamos aquí para quedarnos.

Por eso hoy, ocho de marzo, día de reivindicación, queremos traer a este post a algunas de las mujeres que, en el de la Usabilidad y la Experiencia de Usuario, han sido y son un referente. Es difícil e injusto hacer una lista, porque eso significa, inevitablemente, dejarse a muchas fuera, pero estamos abiertas a sugerencias y comentarios, y nos comprometemos a hablar de aquellas que no han cabido aquí hoy en futuros posts de este blog, que como sabéis quienes lo leéis habitualmente, intenta, desde la perspectiva de género, reducir esa brecha, tanto por parte de quienes publican como de los contenidos que se tratan.

El año pasado, por estas fechas, un post de Medium firmado por Paula Macedo presentaba a una treintena de mujeres del sector, con una pequeña biografía de cada una de ellas, y no podemos resistirnos a citar a algunas: Elisabeth Churchill, directora de Experiencia de Usuario en Google; Irene Au, que ha trabajado en Yahoo, Netscape y Google, entre otros, y cuyo blog es una fuente inagotable de conocimiento; Julie Zhuo, VP de Diseño de Producto en Facebook, de quien ya habíamos hablado en este blog; Kim Goodwin, que lleva más de 20 años en el sector; o Lisa Reichelt, quien trabajó en GOV.UK y ahora trabaja para el gobierno australiano, por ejemplo. También es interesante el perfil que en Magnt han trazado de algunas diseñadoras como Mercé Graell, Joumana Mattar, Tona Monjo, Manuela Procopio o Izaskun Sáez.

No podemos dejar pasar tampoco los trabajos de Rosa Llop, de Itziar Pobes, de Julia Ivorra, entonces en BBC, ahora en Booking o de Laura García Barrio. Todas ellas fueron ponentes en el pasado UX Spain, y su calidad y trayectoria las convierte de forma casi inmediata en referentes para cualquier persona que esté empezando en la UX. O el esfuerzo de mujeres como Paulina Barlik, quien ha recopilado en GuideToUX herramientas de trabajo valiosas e interesantes, y la constante atención y dedicación de Sarah Doddy con sus newsletters y artículos.

Como decía al inicio, es una lista corta y muy mejorable, pero queríamos hoy, ocho de marzo, empezar por algún sitio. La visibilización es clave, la diversidad es imprescindible y este somero repaso ha sido nuestro granito de arena en este día en el que, ojalá no sea de manera excepcional, nos visibilizamos y ocupamos el espacio como merecemos.

 

Trabajamos proyectos de diseño de servicios y productos digitales en los que la investigación de usuarios es un elemento fundamental del proceso.