Escribir mejor, otra habilidad “unicornio” en UX

Perdonarás el título llamativo de esta entrada. Si has llegado buscando habilidades y competencias de un diseñador de experiencia de usuario, quizá es mejor que eches una ojeada aquí. Hoy queremos darle otro enfoque, más dirigido a habilidades “de base”.

Algo que nos llamó la atención del informe “Design In Tech 2017” que presentó el otro día John Maedala idea-fuerza del “diseñador híbrido”, en el contexto de la línea difusa entre diseño e implementación. Sin embargo, algo me pasó desapercibido en una primera lectura, que merece la pena destacar:

“Code is not the only unicorn skill”

Maeda explica que la capacidad de escritura se ha vuelto una habilidad fundamental para el diseñador. En Fast Company hablan del tema, con un enfoque centrado a la mejora de la capacidad de escritura. Algo que presuponemos, erróneamente, como una habilidad innata a cualquier persona.

Escribir mejor, otra habilidad unicornio de un diseñador UX Foto de Dave King

Al señalar la escritura como una habilidad esencial para los diseñadores, el informe de Maeda sugiere un toque de atención sobre el exceso de confianza que ponemos en la parte visual, en la medida en que parece que la escritura se queda atrás como una habilidad de diseño. Nos fijamos solamente en el continente y despreciamos, o infravaloramos, el contenido. El inmenso poder que tienen las palabras, la historia, el estilo. Sin olvidar que un buen contenido siempre empieza por una redacción adecuada que mejore esta legibilidad.

¿Por qué escribir mejor es una habilidad básica para un diseñador?

Aunque pienses que una imagen vale más que mil palabras, no siempre se cumple. Escribir mejor está en la caja de herramientas que nos ayuda a proponer y planificar la implementación de soluciones adecuadas a problemas que se nos plantean como diseñadores:

Y, para todo ello, nada mejor que escribir en un blog y… leer mucho. Es fundamental que a través de la lectura pausada, analítica, obtengamos un entrenamiento que nos permita una transición de la lectura en diagonal a la lectura analítica. Sólo a través de este modo podremos extraer y obtener información de valor de entre la variada oferta de conocimiento que está disponible en internet. Práctica deliberada, le llaman los expertos en aprendizaje.

Esas prácticas de lectura y escritura pausadas y sistematizadas son el mejor entrenamiento a la hora de optimizar la forma en la que recogemos y comunicamos las ideas en nuestra práctica profesional.

En Torresburriel Estudio trabajamos los procesos de diseño de producto digital para lograr los objetivos definidos junto con nuestros clientes.Si quieres que exploremos la posibilidad de optimizar tu producto digital, contacta ahora mismo con nosotros para que conozcamos tu proyecto.

Comentarios

  1. No puedo estar más de acuerdo. Quizás porque no soy diseñador 😉

    Soy un firme creyente en el poder de las palabras, y sigo defendiendo el poder que éstas tienen, incluso en un mundo plenamente visual como es el digital. Cuando consigo que un cliente reescriba los textos de sus piezas (digitales o no) utilizando las palabras, códigos y lenguaje de sus clientes celebro haber dado un gran paso. Escribir como tus clientes, implica que has aprendido a pensar como ellos.

Deja tu comentario

*