28 febrero 2017

En este blog no nos gusta mucho especular, ni siquiera cuando a final de año nos toca recopilar las tendencias que dicen que vendrán el año siguiente. Somos más del trabajo diario y de hacer las cosas bien poco a poco, así como  de diseñar con datos obtenidos mediante la investigación y los tests con usuarios y no con tendencias pasajeras que pasan de moda.


Foto de majunznk

A nadie se le escapa que hay un sector en el que sólo una reforma a fondo desde el punto del diseño y la experiencia de usuario ayudará a evitar el riesgo de desaparecer en un futuro cercano: el de los periódicos.

Los jóvenes -o los millennials si es que usamos el término de moda-, no leen periódicos en papel, según corroboran los datos de edad media del lector de prensa en papel que se coloca en los 50 años, cifra que baja a 37 si es lector solo de prensa digital. Esto hace que la penetración en la franja de edad de hasta 25 años sea muy baja, un 5% según otras encuestas. En resumen, leen periódicos en papel uno de cada 20 jóvenes.

Es por ello que en el sector de la prensa se necesita una ciaboga en cuanto a estrategia. No todos los periódicos o revistas son el New York Times, el Financial Times o el New Yorker, medios rentables en digital por sí mismos por la calidad de sus contenidos y el prestigio de su marca. La prensa cada vez está más desacreditada por la sociedad, que busca desde hace tiempo las noticias en otros medios como las redes sociales.

Según  un informe de Reuters en el apartado dedicado a España, uno de cada dos lectores no creían que la prensa fuera independiente, lo que colocaba a España en el puesto 12 de los 26 países encuestados, siendo Grecia el país donde menos confía la gente en la prensa y Finlandia el que más.

Por ello, la prensa necesita cada vez más un cambio de estrategia, porque la brecha con sus potenciales clientes cada vez es mayor. Necesitan incorporar a un público joven y aumentar su credibilidad, cosa que sólo con diseño no se consigue, pero a lo que éste ayuda.

Hoy os traemos un artículo de un joven, James Tyner, estudiante de la USC(University of South California) que nos ha parecido interesante, a pesar de que es un poco especulativo, pero que creemos que refleja bien una realidad en la que los periódicos digitales no están dirigidos a los lectores más jóvenes, lo cual se refleja en las estadísticas anteriormente citadas.

Creando noticias para gente que no ha leído un periódico

Tyner cuenta que no es necesario seguir en 2017 el ciclo de las noticias de 1987. Y tiene razón, porque en la mayoría de medios no ha cambiado el ciclo de las noticias. Es más, muchos medios no saben rentabilizar su hemeroteca en un medio digital, que debería ser uno de sus principales activos en un medio histórico en nuestra opinión y uno de los valores que lo diferencia de un medio digital.

Tyner da unas pautas en su artículo:

  • Los sitios de noticias no tienen una maquetación clara, lo cual dificulta encontrar los artículos relevantes, y predominan los anuncios y los artículos no relevantes: en la mayoría de los sitios de noticias, como dice Tyner, se subordina todo a la publicidad y al número de visitas, dejando las noticias relevantes relegadas a un segundo plano. La mayoría de ellos tiene un diseño de color plano heredado del papel, sin destacados por color u otro tipo de ayudas visuales. Un ejemplo de este diseño cercano sería El país, donde el único color es el rojo para los directos y en el final de la página para los contenidos de otros medios del grupo Prisa y el gris para diferenciar el menú.
  • Longitud de la historia y formato: ni un medio online es el sitio para poner reportajes ultralargos, ni es el sitio para poner sólo titulares y videos cortos. Usar formatos intermedios ayudaría, según Tyner, a mejorar la experiencia en un medio online. En el Estudio siempre abogamos por una estrategia de contenidos clara y un medio de comunicación no debe ser diferente. Es más, es en el sitio donde es más necesaria, y por eso tener un flujo de cómo una noticia debe ir evolucionando es una buena manera de empezar a diseñar una buena estrategia de contenidos para un medio online.
  • Falta de datos y objetividad: si en EE.UU., que es donde vive Tyner, él ve falta de datos y objetividad, en España, donde la credibilidad de los medios es menor y se citan datos sin dar las fuentes en la gran mayoría de medios. Los medios deben cuidar el periodismo de datos y de investigación, porque los nuevos medios les están ganando en ese sentido, medios como el Español o eldiario.es son reconocidos por ello, por no hablar de ElConfidencial y su colaboración con el ICIJ en asuntos como los papeles de Panamá o LuxLeaks.

Cosas como la falta de objetividad alejan a los jóvenes de los medios de comunicación, que son según Tyner los lectores de los próximos 40 o 50 años.

¿Cómo empezamos el cambio?

La mayoría de los medios te llevan de un tuit a una historia larga. Tyner pone este ejemplo:

Un tuit de una imagen y apenas una docena de palabras que te lleva a una historia larguísima. Y eso no puede ser posible, tiene que haber formatos intermedios porque no todo el mundo tiene el tiempo o quiere leer una historia que tarda 30 minutos en leer completa, porque ya no vivimos en una época donde los periódicos se leen tranquilamente en una mesa después de comer mientras se tomaba un café. Los jóvenes no hacen eso, quieren leer cosas cortas que puedan leer mientras hacen otras cosas. Y eso es un formato intermedio, más corto y que no requiera de toda la atención del usuario.

Otro ejemplo que pone es que los medios no son “neutrales” y siempre tienen una línea editorial, incluso fuera de los artículos de opinión tienen sesgos en la selección de las noticias. Por ello Tyner recomienda ser objetivo siempre que sea posible en las noticias y dejar los sesgos para la sección de opinión, lo que parece una buena guía para una buena estrategia de contenidos en un mundo donde el clickbait (hacer que los usuarios hagan clic para ganar visitas) y los medios tendenciosos hacia izquierda o derecha parece que se han convertido en la única realidad para muchos medios de comunicación.

Los medios de comunicación tienen que cambiar y construir una estrategia de contenidos coherente con lo que han sido y por supuesto considerar inteligentes a los lectores ofreciéndoles datos y contexto. Si un sitio es de una determinada tendencia debería dar pistas en algún sitio y no darlo por supuesto.

En Torresburriel Estudio te podemos ayudar a implementar procesos de mejora continua en tus productos digitales mediante una consultoría de acompañamiento. Contacta con nosotros y cuéntanos tu proyecto. Te enviaremos una propuesta adaptada a tus necesidades y presupuesto.

Trabajamos proyectos de diseño de servicios y productos digitales en los que la investigación de usuarios es un elemento fundamental del proceso.